RENTAS

RENTAS

Madrid, a pesar del crecimiento económico, sufre un subdesarrollo del estado regional del bienestar: siendo la región más rica, es la que peor trata... a quien más lo necesita. En repetidas ocasiones, Bruselas ha alertado a España de los peligros que conlleva mantener una desigualdad desorbitada, especialmente cuando somos el país que tiene una mayor desigualdad de rentas y el que menos ayuda ofrece a las rentas más bajas. Recientemente, el defensor del pueblo ha criticado la ineficiencia y la insuficiencia de la Renta Mínima de Inserción en Madrid. Proponemos desarrollar un plan de rentas que sustituya al modelo fracasado de las rentas mínimas de inserción y camine hacia un modelo similar al que ya se está poniendo en práctica en otras regiones de España.

En Madrid, la actual Renta Mínima de Inserción solo la recibe una de cada nueve personas que se encuentran en situación de pobreza severa. Proponemos un plan de rentas por encima del umbral de la pobreza que aumente progresivamente la cobertura hasta llegar a todas las familias pobres, empezando por las familias con hijos y mayor vulnerabilidad. Un modelo que elimine la estigmatización, que acabe con la trampa de la pobreza y que reduzca la burocracia administrativa. La pobreza tiene un coste social y económico inasumible, por lo que el plan de rentas busca la inserción individual, garantizar la igualdad de oportunidades y el descenso de la pobreza: equilibrar la balanza y cohesionar Madrid. Pero también busca la mejora de la economía aumentando los ingresos fiscales derivados del consumo de las familias, así como la reducción de los costes en servicios públicos que se derivan de la atención a la pobreza.

Si hablamos de pobreza en la comunidad de Madrid no podemos olvidar que 1 de cada 3 niños y niñas está en esta situación, por eso haremos especial hicapié en mejorar las rentas de las familias vulnerables con hijas e hijos a cargo, con el objetivo de acabar con la pobreza infantil.
Leer más